domingo, 13 de noviembre de 2011

¿Y a dónde no vamos corriendo?

-¿Hija, y a dónde no vamos corriendo? - le preguntaba una mamá a otra hoy en el vestuario de la piscina.

Ay, qué gran pregunta...Que ya sé que soy un poco cansina siempre con lo mismo, pero es que realmente no es fácil enumerar un par de cosas que hagamos con calma...

Yo corro por las mañanas para vestirles y vestirme y llegar a la guarde a tiempo; corro por el super empujando el carro del niño con una mano y tirando de la cestita con la otra, corro por las tardes para que nos de tiempo a merendar, jugar, pintar y bajar al parque, todo ello a la vez que ponemos en práctica las técnicas de Supernanny... que por cierto habría que ver a sus hijos, lo mismo son los protagonistas de "Hermano Mayor" y nos está vendiendo la moto, es más, ¡qué miedo dan los de "Hermano Mayor"! ¿verdad?...  pero para miedo del bueno, la película de las 8, nosotros la llamamos: "EL MARATÓN" (hay que darle tonito así como de "cague") Baños, pijamas y cenas... todo aderezado con cancioncillas animosas y con esa insoportabilidad que les entra a los niños cuando están ya muertos de sueño...

Los quehaceres de la casa, mantener un pequeño conato de vida social, ver el telediario... Los hay que, como nosotros, son además pelín kamikazes, sólo pelín, y añaden a todo lo anterior la emoción de tener varias mascotas a las que pasear, alimentar y prestar cuidados en general. Y en particular, oiga, que precisan de tiempo, sobre todo las que van cumpliendo unos añitos. .

Y yo no me puedo quejar, el papi  es de los que comparte las faenas y yo  aún estoy con la baja de mi segundo churumbel, no quiero ni imaginarme qué será de mí cuando en enero vuelva al trabajo... Me veo ya como al correcaminos de un lado a otro levantando esa nubecita de polvo bajo mis pies... ¡¡mec, mec!! y a mi coyote particular, el tiempo, poniéndome trampas por doquier... Sólo espero, con el fin de mantener un pequeño residuo de mi ya mermada salud mental, que al menos estas trampas ...sean marca ACME!!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

No te cortes, dime lo que piensas...